Welcome to Resort

Edolor sit amet, consectetur, adipis civelit sed quia non qui dolorem ipsum quia dolor sit amet, consectetur, adipis civelit.

El monasterio de Sant Serni de Tavèrnoles

Alt Urgell (Alt Pirineu i Aran)

A pocos metros de la población d’Anserall se levanta, de manera imponente, una parte del que fue la importante abadía benedictina de Sant Serni o Sant Sadurní de Tavèrnoles. Sorprende la monumentalitat de la edificación que resta en pie, restaurada entre el 1971 y el 1975, más todavía si se tiene en cuenta que el que vemos es sólo la cabecera de la iglesia abacial.

Esto nos da fe de la importancia que debía de tener este monasterio, a sus épocas de esplendor. Su situación, en medio del camino real de la Sede en Andorra, lo debería convertir en un lugar de acogida y hospedaje, de aquí, probablemente, el nombre de Tavèrnoles derivado de la palabra latina taverna.

 
La cabecera de Sant Serni tiene 5 ábsides   La legenda atribuye el claustro de la Seu d’Urgell a Sant Serni

 

Por otra parte, era costumbre orientar los monasterios de forma que la cabecera de sus iglesias quedara apuntando al este. La abadia de Sant Serni de Tavèrnoles, sorprendentemente, no cumple esta norma puesto que la parte de los ábsides queda orientada a oeste, de bien seguro obligados por las condiciones del terreno, toda una excentricitad en el mundo románico.

De la nave central no quedan prácticamente vestigios así como tampoco hay ningún rastro de su claustro, lo cual por lo visto, estaba situada en el ala sur de la iglesia. La carencia de una documentación adecuada hace que se desconozcan sus orígenes, aun cuando se sabe seguro que ya existía a principios del siglo IX.

Con todo, se cree que es de origen visigótico y que estuvo mezclada en la cuestión adopcionista del obispo Fèlix d’Urgell (782-799), según dice la Gran Enciclopedia Catalana, que añade "los orígenes son muy confusos, debido a las falsificaciones de documentos hechos por sus monjes para obtener la inmunidad episcopal”. La iglesia abacial fue consagrada hacia el 1040, construyéndose un gran claustro durante los siglos siguientes.

Dónde no llega la historia hace acto de presencia la leyenda. Así entonces, se habla que el claustro de la Seu d'Urgell es el de Sant Serni de Tavèrnoles. Quizás sólo es esto, una leyenda, pero lo que sí parece cierto es que ambos claustros eran gemelos. Todo indica que del claustro de Sant Serni sólo quedan algunos capiteles, repartidos entre Barcelona y Norteamérica, un frontal, conservado al Museo Nacional de Arte de Catalunya, y otras piezas notables, expoliadas en los siglos de abandono de la casa. El esplendor del monasterio se mantuvo hasta el siglo XIII, entrando después en una fuerte decadencia al siglo siguiente.


La orientación a poniente de la abadía es una excepción

Sus monjes bajaron de doce a seis y acabaron por ser sólo cuatro. Su último abad fue Tomàs y Costa, elegido el 1564. El papa Climent VIII secularizará la abadía en 1592, después de algunos años de encontrarse vacante, y unió sus rentas al seminario de la Seu d'Urgell, quedando en Tavèrnoles una vicaria perpetua.
En la Seu se han salvado algunos de sus documentos y en especil el cartulario de la abadía, publicado en 1964.

La restauración de la iglesia, después de quedar dos siglos en estado ruinoso, se inició en el año 1971 con una cierta polémica ocasionada poer la solución tomada para resolver el cerramiento de la cabecera construyendo un muro de puedra con una puerta de acceso desde la teórica nave central, hoy desaparecida.
Posiblemente ahora se hubiese optado por la colaboración de un cristal transparente, como se acostumbra a hacer en restauraciones más recientes.

No deja de ser curiosa también la base del campanario redonda que la restauración dejó al descubierto. En su lugar, había hasta ahora un campanario totalmente cuadrado desconociendo la existencia del original, de planta circular.

Galería

Altres rutes a la zona

NEWSLETTER

Subscriu-te i rebràs totes les novetats de la web!